Municipalidad de CDE sigue con el desafío de reordenar el microcentro

La Municipalidad de Ciudad del Este avanza con el desafío de reordenamiento del microcentro, que implica la toma gradual de consciencia por parte de los trabajadores de la vía pública en cuanto a la necesidad de respetar los espacios que deben reservarse para el movimiento peatonal.

En la prosecución de este desafío, se cumplió este miércoles 24 de noviembre una nueva jornada de control de ocupación de veredas y exhibición de mercaderías en las céntricas avenidas, Carlos Antonio López, Adrián Jara y Luis María Argaña.

En todos los sectores, los trabajadores de la vía pública reciben con anticipación las notificaciones correspondientes sobre las fiscalizaciones de cada jornada. Al mismo tiempo, seguirán los controles aleatorios en los lugares en que ya hubo despeje de veredas, instándose a todos los sectores a evitar la ocupación de lugares fuera de los límites establecidos como la reincidencia en la ocupación irregular.
Con la adecuación a las normas, los trabajadores de la vía pública podrán evitar la clausura temporal o definitiva de sus locales. El trabajo de control está a cargo de la división de fiscalización dependiente de la Dirección de Recaudaciones de la Municipalidad, con agentes bien identificados que no deben recibir ningún monto de dinero por entregar notificaciones o realizar las fiscalizaciones.
El trabajo también es acompañado por funcionarios municipales de Orden y Seguridad y de la Policía Municipal de Tránsito.
El despeje de veredas se viene realizado desde hace varias semanas, con controles más estrictos con el fin de asegurar el libre tránsito a los visitantes y compradores. Debido a la falta de acatamiento por parte de algunos comerciantes se dispuso la clausura de algunos locales, si bien hay un buen acatamiento por parte de la mayoría, de acuerdo a lo informado por el jefe de fiscalizaciones, Carlos Cantero.
También se ruega a los mototaxistas, respetar los espacios a la hora de estacionar para evitar que sus motocicletas sean derivados al corralón municipal, y la adecuación a las normas por parte de casilleros, saloneros y mesiteros, a quienes se insta a evitar el cierre de pasos con la colocación irregular de mercaderías en los espacios públicos peatonales