Inauguran el primer pabellón de emergencias médicas en hospital regional de Ciudad del Este

 Con una inversión de 3.075.179.485 de guaraníes, se inauguraron en la mañana de este jueves 27 de mayo las obras de ampliación, refacción y fachada del área de Traumatología, Urgencia y Nefrología del hospital regional, con fondos transferidos al Consejo Local de Salud por parte de la Municipalidad de Ciudad del Este. Este logro trascendental para posicionar una referencia de atención dignificada en la salud pública, se configura en el primer pabellón de emergencias médicas en la segunda planta del ex pabellón de traumas, como complemento sustancial de todas las obras encaradas y apoyadas desde la gestión del intendente Miguel Prieto Vallejos. Son 10.650.177.054 de guaraníes los invertidos hasta hoy para potenciar la atención de la salud pública en el Municipio, presupuesto reunido mediante la recuperación de la terminal de ómnibus administrada actualmente por la Municipalidad, luego de varios años de explotación por parte de la empresa privada Itá Paraná. El acto de inauguración se llevó a cabo con la presencia del intendente Miguel Prieto Vallejos, directores, concejales municipales, directivos de la Décima Región Sanitaria y de la Dra. Leticia Pintos en representación del Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social. Al emitir un mensaje durante el acto de inauguración, el intendente Miguel Prieto Vallejos, indicó que la descentralización es posible, al tiempo de agradecer a los concejales municipales por sumarse a esta causa dignificable del pueblo, más allá de las cuestiones partidarias, reconociendo a la vez el esfuerzo mancomunado de los miembros del Consejo Local de Salud para concretar los planes. Esta experiencia de acción, mediante ideas analizadas y consensuadas permitirá impulsar acciones de mayor envergadura, de acuerdo a lo manifestado por el intendente. En este contexto, se presentó un material audiovisual sobre el proyecto de un futuro hospital infantil, que sorprendió a los presentes en el acto de inauguración del moderno e innovador pabellón de emergencias médicas. Walter García, presidente del Consejo Local de Salud, expuso que mediante un trabajo en equipo se alcanzó un logro bastante significativo para todo el Alto Paraná, al recalcar que se apuntará la dignificación de pacientes, médicos y paramédicos como precedente de un legado relacionado con la descentralización del sistema de salud. Por su parte, el Dr. Federico Schrodel, director del hospital regional, señaló que es un día muy importante, pues se trata de un sueño ciudadano anhelado, que coincide con el plan ideado con el sistema único de salud en medio de un trabajo duro, con un logro histórico de alcanzar 90 camas de terapia intensiva en la zona. Destacó que este avance se debe a la madurez política de las autoridades, siendo digno de destacar que ninguna persona está muriendo en la calle por falta de oxígeno en un Municipio donde se pone en primer lugar la salud del pueblo. Mencionó que hoy se pueden festejar logros a partir de la conformación del Consejo Local de Salud, al punto de brindar un albergue digno a las personas que están pasando un tiempo difícil por el tema de la pandemia y la inauguración de un “hospital magnífico”, mediante el apoyo de todos los sectores con la consigna de que no haya “una salud para ricos y pobres, sino una salud digna para todos”. Al pabellón de emergencias médicas precedió la ejecución de varias obras en la planta baja y en el predio del hospital como la sala de Unidad de Terapia Intensiva, el Pabellón de Contingencia Covid-19 (el primero a nivel país), la instalación de conducto de gas, la refacción de la segunda ala de UTI, la instalación de gases medicinales y accesorios para la sala UTI. La inversión en estas áreas osciló entre los 6.360 millones de guaraníes. Una inversión de G. 4.289.902.882 se destinó a la compra de insumos y reparación de equipos del hospital regional: compra de repuesto para reparación de tomógrafo, autoclave, dos camas para UTI, insumos, ambulancia de terapia intensiva, equipos hospitalarios para pabellón de contingencia, reactivos para laboratorio, reparación de 11 respiradores. Dicho monto también sirvió para la adquisición de mobiliarios para la segunda ala de UTI, reactivos para el departamento de bacteriología, reparación de 11 monitores multiparamétricos, reparación de un equipo de hemodiálisis. También se invirtió en la compra de insumos de limpieza, recipientes de basura, electrodomésticos y artículos de oficina, equipos y mobiliarios para UTI pediátrico y regularización, sensores de flujo, construcción de pozo artesiano, reactivos para laboratorio de análisis clínicos, compra de equipo de hemodiálisis, materiales de construcción y arreglo preventivo de tomógrafo.